11 dic. 2007

Depende, todo depende

Hay veces que el destino te juega buenas pasadas. ¿Es mejor el azul o el rojo? ¿la playa o la montaña? ¿una ciudad o un pueblo? ¿el cine o el teatro? Todo en la vida depende del punto de vista, de los ojos, la sensibilidad y el momento en que se mire. La lesión de Eto'o, por ejemplo.